Regulación del cálculo, verificación y comunicación de los datos sobre vertido de residuos municipales de acuerdo con la Directiva 1999/31/CE


Decisión de Ejecución (UE) 2019/1885 de la Comisión de 6 de noviembre de 2019 por la que se establecen normas relativas al cálculo, la verificación y la comunicación de datos relativos al vertido de residuos municipales de acuerdo con la Directiva 1999/31/CE del Consejo, y se deroga la Decisión 2000/738/CE de la Comisión.

Vigente desde 01/12/2019 | DOUE 290/2019 de 11 de Noviembre de 2019

Esta norma tiene como finalidad garantizar las condiciones uniformes de aplicación de la normas relativas al cálculo, verificación y comunicación de los datos datos relativos al vertido de residuos municipales conforme a la Directiva 1999/31/CE.

Para calcular correctamente la cantidad (toneladas) de residuos municipales comunicados como vertidos, en consonancia con el art. 5 bis de la Directiva 1999/31/CE, se deben incluir, entre otros, los siguientes residuos:

- los resultantes de operaciones de tratamiento previas al reciclado u otro tipo de valorización de los residuos municipales que posteriormente se depositan en vertederos (art. 5bis.1.b Directiva 1999/31/CE);

- los que son objeto de operaciones de eliminación mediante incineración y aquellos producidos en las operaciones de estabilización de la fracción biodegradable de los residuos municipales (art. 5bis.1.c Directiva 1999/31/CE). Se incluye el supuesto en que el depósito de residuos municipales tratados en vertederos garantiza el cumplimiento de las medidas para reducir al máximo las molestias y riesgos procedentes del vertedero (anexo I.5 Directiva 1999/31/CE);

- los que proceden de operaciones de control, limpieza y reparación para preparar los residuos municipales para su reutilización (art. 5bis.1.d Directiva 1999/31/CE).

Respecto a la verificación y comunicación de los datos sobre residuos municipales, la Decisión de Ejecución incluye en sus anexos el formato que deben seguir los Estados miembros para comunicarlos a la Comisión, debiendo ir acompañados de un informe de control de calidad.

Los datos relativos a la aplicación del art. 5.2 de la Directiva 1999/31/CE para los años de referencia 2016 y 2017 se comunicarán a la Comisión a más tardar el 31 de diciembre de 2019.

Mediante esta norma queda derogada la Decisión 2000/738/CE.