Medidas urgentes en materia de empleo agrario como consecuencia de la crisis por el COVID-19


Real Decreto-ley 13/2020, de 7 de abril, por el que se adoptan determinadas medidas urgentes en materia de empleo agrario.

Vigente desde 09/04/2020 | BOE 98/2020 de 8 de Abril de 2020

Este RD-ley se dicta para favorecer la contratación temporal de trabajadores en régimen de ajenidad y dependencia en explotaciones agrarias comprendidas en cualquiera de los códigos de CNAE mediante el establecimiento de medidas extraordinarias de flexibilización del empleo, de carácter social y laboral, necesarias para asegurar el mantenimiento de la actividad agraria, durante la vigencia del estado de alarma.

Pueden ser beneficiarios las personas cuyos domicilios se hallen próximos a los lugares en que haya de realizarse el trabajo y que a la entrada en vigor del real decreto-ley se encuentren en cualquiera de las siguientes situaciones:

a) Personas en situación de desempleo o cese de actividad.

b) Trabajadores cuyos contratos se hayan visto temporalmente suspendidos como consecuencia del cierre temporal de la actividad.

c) Trabajadores migrantes cuyo permiso de trabajo concluya en el periodo comprendido entre la entrada en vigor del RD 463/2020 y el 30 de junio de 2020.

d) Jóvenes nacionales de terceros países, en situación regular, de entre los 18 y los 21 años.

La norma permite en estos casos la compatibilización de la prestación por desempleo o demás prestaciones de carácter social o laboral con el desempeño de tareas agrarias, salvo con las prestaciones por desempleo que tengan su origen en la aplicación de los arts. 22, 23 y 25 del RD-ley 8/2020, y con las prestaciones económicas de la Seguridad Social por incapacidad temporal, riesgo durante el embarazo, riesgo durante la lactancia natural, incapacidad permanente contributiva y prestación por nacimiento y cuidado de menor.

Las ofertas de empleo a cubrir en cada localidad deben ser comunicadas por las empresas y empleadores a los servicios públicos de empleo autonómicos competentes, que deben gestionarlas de manera urgente, así como establecer los colectivos prioritarios para cubrirlas en caso de que  el número de demandantes de empleo supere la oferta disponible siguiendo los criterios establecidos en la norma.

Este Real Decreto-ley establece también medidas de simplificación para la tramitación de los procedimientos en materia de prestaciones de la Seguridad Social de las entidades gestoras de la Seguridad Social como consecuencia de la declaración del estado de alarma, así como del Servicio Público de Empleo Estatal y del Instituto Social de la Marina.

Además, deroga la Disp. Adic. 22ª del RD-ley 11/2020, relativa a la compatibilidad del subsidio por cuidado de menor y prestación por desempleo o cese de actividad durante la permanencia del estado de alarma, y efectúa las siguientes modificaciones:

- del art. 5 del RD-ley 6/2020, para pasar a considerase excepcionalmente como situación asimilada a accidente de trabajo los periodos de aislamiento, contagio o restricción en las salidas del municipio donde tengan el domicilio las personas trabajadoras como consecuencia del virus COVID-19.

- del art. 17 del RD-ley 8/2020, para incluir otros colectivos de autónomos que pueden percibir la prestación extraordinaria, concretándose los requisitos para acceder a la misma, así como los periodos de cálculo.

- del RD-ley 11/2020, en relación con la moratoria de las cuotas para empresas y autónomos y los efectos de la compatibilidad de la pensión de jubilación con el nombramiento como personal estatutario de profesionales sanitarios.

El presente Real Decreto-ley entra en vigor el 9 de abril de 2020 y permanece hasta el 30 de junio de 2020, salvo lo previsto en relación con las medidas de simplificación de la tramitación administrativa.